FUTUREAMOS

Drones: nuevos empleos, profesiones y transportes autónomos en el 2050

¿Viajarías en un avión comercial sin piloto? O bien, ¿trabajarías piloteando drones? En el 2050 los drones podrían ir más allá de ser un simple «juguete electrónico».

De acuerdo con expertos, el uso de este tipo de tecnología garantizará un mejor trabajo y logrará eficientar procesos en empresas o hasta en aerolíneas en menos tiempo y a un costo menor.

A pesar de lo que pueda parecer los drones no son de invención reciente; históricamente, se sabe que los drones se remontan a mediados del siglo XIX, cuando las fuerzas austrohúngaras reprimieron a los venecianos sublevados. Así, por años fueron utilizados en el ámbito militar.

Uno de los primeros usos registrados fue por los austriacos en julio de 1849. Si bien en ese entonces los artefactos no contaban con la tecnología que hoy en día conocemos, fueron doscientos globos aerostáticos no tripulados montados con bombas en la ciudad de Venecia la primera representación de las actuales aeronaves no tripuladas. Menos de veinte años después de la Guerra Civil en EE.UU, fuerzas de la Confederación y de la Unión volaban globos para misiones de reconocimiento.

La práctica de la vigilancia aérea más tarde surgió en la Guerra Hispano-Americana de 1898, cuando los militares de EE.UU. equiparon una cámara a una cometa, dando lugar a  una de las primeras fotografías de reconocimiento aéreo.

Después de algunas pruebas realizadas por Nicola Tesla con barcos dirigidos a distancia, la historia registra que, en 1916, la idea de las armas guiadas de forma remota despertó el interés del capitán Archibald M. Low, de la Royal Flying Corps en el Reino Unido que supervisó la construcción de una serie de aviones dirigidos por control remoto que fueron equipados con explosivos.

Posterior a esto, los drones estuvieron presentes en casi todos los conflictos bélicos. Hoy en día su uso es un poco más civil, pues están involucrados en actividades que  van desde tareas de rescate, inspección de infraestructuras o actividades lúdicas, trabajos de fotografía y video hasta el transporte de mercancías como paquetes de mensajería o material médico.

Sin embargo, expertos aseguran que de avanzar en lo que a autonomía se refiere, dichos artefactos podrían ser mucho más útiles en tareas de emergencia como la búsqueda de desaparecidos, en la prevención de incendios, en el transporte de medicamentos y vacunas a lugares muy aislados, o en la entrega de paquetes en zonas de difícil acceso”,

Lo anterior dado que, aunque son uno de los artefactos más novedosos, aún dependen del manejo humano. De este modo, con el objetivo de darles mayor autonomía a estos robots, investigadores pertenecientes a un grupo de Inteligencia Computacional de la Universidad del País Vasco UPV/EHU han conseguido implementar un sistema de navegación autónoma realizando varios experimentos con drones.

Julián Estévez, ingeniero industrial y responsable de este experimento dentro de este grupo de investigación explicó que a través de este sencillo sistema el equipo ha conseguido que dos drones interactúen en el aire y sean capaces de ‘decidir’ de manera autónoma cómo evitar colisionar entre ellos cuando se cruzan.

Pero Arshia Gratiot, fundadora y CEO de Third Space Auto, compañía que lidera el campo de los drones autónomos señala que las operaciones con drones no son tan simples como volar un dron recreativo”, ya que estas, usualmente, requieren la intervención de un mayor número de personas para realizar tareas diferentes como: la planificación de la tarea a realizar, el mapeo de la topografía del terreno cercano, el control de tráfico aéreo adicional en la zona, así como la supervisión y cumplimiento de todas las regulaciones y restricciones legales.

Por ello y para agilizar y automatizar dichas operaciones, se busca que la Inteligencia Artificial realice todas estas funciones simultáneamente y de forma precisa, mientras es capaz de tomar decisiones en tiempo real para dar respuesta a imprevistos o evitar complicaciones.

Actualmente, la compañía dirigida por Gratiot está desarrollando drones autónomos gestionados por IA, principalmente, para automatizar la entrega de sus pedidos y para facilitar que los usuarios puedan realizar sus compras desde una aplicación y recibirlas con rapidez.

Por su parte, José Antonio Álvarez López, secretario general de la Asociación de Empresas de Drones, DRONIBERIA ha asegurado que si bien este un sector que está comenzando, las posibilidades de mejora son enormes. Se estima que solo en España, este sector en crecimiento alcanzará en menos de 15 años un volumen de negocio próximo a los 1.200 millones de euros.

De esta manera, el sector también abre la puerta a nuevos empleos: la Association for Unmanned Vehicle Systems International (AUVSI) afirma que «en los primeros tres años de integración de los drones se crearán más de 70.000 puestos de trabajo en los Estados Unidos con un impacto económico de más de 13,600 millones de dólares.

Este beneficio crecerá hasta el año 2025, en el que prevemos la creación de más de 100.000 puestos de trabajo y un impacto económico de 82.000 millones de dólares».

Así, el desarrollo de los drones gestionados por IA, además de soluciones eficaces, promete ofrecer nuevas oportunidades de desarrollo de habilidades y empleo.

En los últimos años, los drones han sido el boom en las empresas de paquetería, pero la primera en usar esta tecnología fue SF Express Co., Ltd.,  una empresa multinacional china de logística y servicios de entrega con sede en Shenzhen, Guangdong. Es el segundo servicio de mensajería más grande de China y ofrece entrega urgente nacional e internacional.

Sin embargo el mecanismo que utiliza la empresa aun no es tan soficisticado como el que, se sabe, utiliza Amazon. Cabe destacar que en china el envío y entrega de paquetería por medio de drones es totalmente legal.

Otra de las empresas que desde hace años ha empleado  drones en su cadena de distribución es la startup australiana Flirtey, La libreria, desde hace años emplea sixcopters (dron de seis elices)  para la entrega de libros.

Por otro lado, de acuerdo con la Deutsche Welle en Alemania  la agricultura y la viticultura también se han visto impactada por el uso de drones; en agosto de 2021, la Ministra de Agricultura alemana, Julia Klöckner, presenció en los viñedos de ladera del Mosela una demostración con un dron de pulverización, que se utilizará para la protección de las plantas en los viñedos en el futuro.

Pero para Suiza esto no es nada novedoso ya que  en julio de 2019, los suizos aprobaron el uso de la moderna tecnología de los drones. Desde entonces, los drones con pesticidas en tanques de diez litros también sobrevuelan los viñedos suizos. De acuerdo con expertos, el uso de este tipo de tecnología garantiza un mejor trabajo en menos tiempo y a un costo menor.

RECOMENDAMOS

¡Suscríbete!

a nuestro newsletter

¡No te pierdas de nada! Suscríbete y recibirás lo último de Futureamos directamente en tu correo.